Cuando voy a  diseñar una marca lo primero que pienso es en los colores. 

¿Qué color puedo utilizar para que los clientes de esta marca la perciban de tal o tal  forma? 

El color es solo una de las partes que forman una marca, pero una muy muy importante. La forma en que lo utilicemos evoca diferentes sensaciones y puede expresar diferentes mensajes.

Dos marcas pueden tener la misma paleta de color pero aplicadas de distintas manera, obteniendo así diferentes resultados.

Diseñar una marca iniciando por la paleta de color nos ayuda a establecer el tono, la personalidad y comienza a dar vida a la imagen gráfica.

Te dejo alguno consejos que te pueden ayudar a encontrar la paleta de color para tu marca personal:

  • Revisá tus cosas favoritas. ¿Cuáles colores predominan?
  • Si tenés un producto, fijate de qué color es, cuál es el color de la materia prima. Este es un excelente punto de inicio en algunos casos.
  • Comenzá un tablero de pinterest. Poné fotos de naturaleza, de objetos, de ropa, etc. Con los colores que más te gustan. Dale un vistazo general. ¿Qué te hace sentir?
  • Pensá cuales sentimientos querés evocar en tus clientes y revisá si los colores que estás compilando cumplen con esa misión.
  • Elegí uno o dos colores principales como máximo y luego uno o dos colores secundarios más neutrales que te ayuden a hacer un balance.
  • Probá la paleta: aplicala en diferentes materiales y revisá de nuevo si los colores que elegiste cumplen con su misión.

Diseñar la imagen gráfica de una marca requiere exploración y análisis. Es un proceso que evoluciona. Tomate tu tiempo para descubrir tu mensaje y la mejor manera de darle vida.

-Mar